13 de junio de 2012

El placer del pecado... Capítulo 8

EL PLACER DEL PECADO

"Esta es la historia de dos jóvenes prohibidos desde el mismo instante de su creación.
Una historia de amor fraternal destinada a un caótico fin.
Un amor que simplemente es cenizas antes de que el fuego se encienda.
Un amor corrompido, repudiado, condenado… Un amor de pecado".

***

Capítulo 8

***


CANCIONES DEL CAPÍTULO: 
Too bad de Nickelback (Todo aplicable en Ed) 
Y
 Someday de Nickelback (para Carslile)


***

Un mes.
Un tortuoso mes había pasado ya desde aquella memorable confrontación en la casa Cullen.
Sin lugar a dudas las cosas parecieron calmarse cuando él felizmente se fue a un instituto en Los Ángeles. Sí, demasiado lejos para algunos, demasiado cerca para otros.
Edward eligió aquel de entre varios lugares que le había mostrado su padre. No se enojó cuando se dio cuenta de que toda esta información sobre colegios pupilos había sido buscada y revisada mucho antes de que esta discusión y pelea tuviera lugar ¿Cómo podría si él mismo sabía de la forma tan vil e incontrolable que había estado actuando?
Aquella noche, tras lanzar aquella bomba de su deseo de irse, Edward y Carslile se encerraron largo rato en el estudio de su padre para ver las más prontas posibilidades mientras que Esme, destrozada, se quedaba mirando el vacío en un muy solitario comedor… pensando, martirizándose con preguntas que de antemano sabía no tendrían respuestas.
A ella le dolía ver así a su muchacho y sabía, en lo más hondo de su corazón sabía que había algo que se le estaba escapando ¿Pero qué…? ¡Por Dios! Su pequeño sufría, eso se notaba en su mirada; aquella mirada que antaño brillaba llena de sueños y vida y que hoy día era oscura y helada, casi vacía diría ¿Por qué? ¿Quién le pudo haber hecho algo que lo dejara así a su niño? ¿O es que acaso era él quién había hecho algo y estaba atormentado por ello? ¡No! ¡Él no era capaz de hacer nada malo! ¡Nada que lo dejara con un sentimiento de dolor y culpa tan grande!
Su mente gritaba, su corazón sangraba ¿Cuánto dolor estaba él sintiendo para querer huir de ellos, de su hogar? ¿Cuánto dolor sentía para que crea con tanta firmeza y convicción que irse de allí, del amor que lo rodeaba, sería lo mejor para él?
Por otra parte, en el estudio, Carslile intentaba actuar con la mayor normalidad que le permitía el cuerpo aun completamente tensionado ¡Por Dios…! Su pequeño, aquel que corría emocionado a recibirlo en la puerta de entrada cada vez que su turno en la guardia se hacía más largo de lo habitual, aquel que dibujaba grandes y coloridos dibujos de toda su familia para que se llevara al trabajo y no los olvidara, aquel que se esforzaba en levantarse temprano en su cumpleaños para –junto a su hermana- prepararle un tremendo desayuno que terminaban tomando todos juntos sobre su cama. No. Su pequeño en algún punto se había perdido… y él no podía encontrarlo por más que quisiera.
Sabía que esta decisión de Edward había destrozado a Esme pero, ¿Qué hacer? ¿Cómo negarse a darle algo que quizás le llevara un poco de la paz que aquel joven que se mostraba ante él evidenciaba haber perdido? No podía, simplemente no podía negarle aquello. Y no lo haría.
Hacía ya algún tiempo él mismo había hablado de aquella posibilidad con su mujer. En vano. Ella se cerró en banda alegando que Edward simplemente estaba pasando por una dura adolescencia y que solo necesitaba el cariño y la comprensión total de aquellos que lo amaban. Él la amaba, pero no pudo entender como fue tan obtuso de no ver las evidencias de cuan erróneo era aquello.
Y ahora allí estaban. Padre e hijo viendo y reviendo cada folleto o panfleto, buscando información extra en la laptop del hombre que intentaba procesar a una velocidad vertiginosa toda aquella información. Lejos, cerca. Mucho, poco. Cierto, falso.
Cada información era muchas veces exageradas por lo que en la búsqueda final solo quedaron tres lugares posibles para decidir. Y fue otra batalla a entablar.
Edward quería irse lo más lejos posible… y Richmond, Virginia le parecía lo suficientemente lejos como para tener la excusa de venir a su –hasta entonces- hogar, lo menos posible. Lo cual a Carslile no le pareció en nada buena idea principalmente por lo mismo y segundo porque aquello sería una peor puñalada para Esme, para quien ya de por sí sería lo suficientemente duro el hecho de dejarlo partir.
La opción más conveniente para Carslile era la Archidiócesis de Seattle que, no sólo era conveniente por lo cerca, sino que además no era un internado completo, tan solo lo elemental entre semana… pero no…
Edward se negó rotundamente una y otra y otra vez.
Ya entonces, Carslile entre enojado, hastiado, cansado… derrotado simplemente cedió pero no más allá del bienestar general.
Le informó ya más que consultó que lo inscribiría en el Bellarmine College Prep School. Era un gran y respetado instituto cristiano que no solía ser internado pero que tenía algunos programas en el cual le permitían ser interno del lugar.
Para Carslile eso era lo más lejos que le dejaría estar. San José, California. Para Edward todo se resumía al menos en una pronta y pronunciada liberación. Un respiro al aire enviciado de su aroma y a su compulsión por tenerlo y mantenerlo impregnado sobre sí.
Un acuerdo.
Algo de paz.
Padre e hijo sabiendo que estaban apenas tocando la punta del iceberg.
Padre e hijo sabiendo que esto tan solo era un escape que sorteaba un gran problema del cual ambos no estaban seguros de querer hablar o escuchar. No aún.
No nunca… Quizás.
Segundos. Minutos. Horas. Días…
Dolor.
Impaciencia.
Desespero.
Agonía…
De alguna forma en aquella antaño familia perfecta de padres humanos perfectos en su imperfección y de hijos de cuerpo y sangre y también del corazón, algo se había quebrado desde el fondo de sus entrañas. Todos lo sentían. Todos lo sabían.
Todos lo callaban.
Carslile arregló todo con aquella escuela que se llevaría a su hijo en más de una forma temiendo al futuro y rogando en lo más hondo de su ser por no estar equivocándose, una vez más.
Edward en cambio estaba intranquilo.
El día de su partida le parecía aun demasiado lejano. Demasiado cercano. En más de un sentido también. Estaba aterrado.
Para serse completamente sincero temía el estar tan lejos del soporte de su familia con la cual había convivido siempre. Jamás se había distanciado de ellos, ni siquiera por una noche. De acuerdo, quizás en el último año sí había pasado alguna que otra noche fuera pero siempre era casi inconsciente y siempre regresaba a sentir su cama para dormir en paz.
Paz, paz que encontraba tan solo por sentir aquel perfume flotando perversamente en el aire. Impregnando sus fosas nasales y quemando más que el alcohol las pocas neuronas que le quedaban luego de una gran noche –o día- de juerga. Sus sentidos eran tan masoquistas en todo aquello referente a ella.
Los trámites fueron hechos. Los pasajes comprados. Los bolsos armados. Y el corazón de más de uno se iba quebrando a cada paso un poco más en el sinuoso camino acordado.
Carslile sufría porque no sabía de qué demonios huía con tanto temor, dolor y ahínco su pequeño niño.
Esme porque su niño de cabellos de cobre se había ido, dejando a su lado a un joven perturbado y sumamente confundido. Alguien que desconocía y al que le dolía hasta sangrarle el alma el hecho de no poder llegar.
Edward… desesperado, incómodo, anhelante. Literalmente cagado de miedo sabía que ya a lo hecho hecho y que no había marcha atrás –aunque no supiese a ciencia cierta si eso quería en verdad-. Tortura. Tortura de tiempo, de presencia.
Y Bella…
Bella estaba ¿cómo decirlo? Ella estaba en una especie de encierro mental. Se había creado una jaula de cristal en la cual las sensaciones quedaban fuera. Estaba apática ante todo. No estaba feliz. No estaba triste. Simplemente Bella, la Bella que todos conocían ya no estaba.
Ella sabía que Edward se iría dentro de ya pocos días pero la noticia fue recibida en su obnubilado cerebro tal y como le estuviesen hablando del clima en el que se encontraba. Sabía que en algún momento despertaría de su letargo. Letargo en el que se sumió cuando el dolor de subir esa escalera para separarse de él fue jodidamente demasiado, pero, por ahora, disfrutaría de aquel descanso de sufrimiento que sabría vendría en toda su total plenitud cuando el despertar llegara.
No es que no lo notaran.
No es que nadie viera que ella no era la misma desde aquella dichosa pelea.
No, lo que sucedió fue simplemente que el dolor de todos estaba a flor de piel y sencillamente era demasiado duro cargar con el dolor ajeno además del propio. Simple y conciso.
¿Egoísta?
Sin dudas, pero así son los humanos. Todos, sin excepción, son egoístas cuando de eso depende su supervivencia mental o física, en mayor o menor medida, pero así es. Y así será.
Tiempo. Tiempo perdido, deseado, olvidado. Engañoso. Traicionero.
Finalmente el día llegó. 

***

ANTES QUE NADA... ESTE FIC YA TIENE SU GRUPO DE FACE!!! ^^ Aquí les dejo el link por si se quieren agregar... LOS ESPERAMOS ^^


*RESPUESTAS AL CAPI ANTERIOR:

LIMM: Hola =) Entiendo tus ansias y las del resto pero yo aclaré desde un principio que serían caps cortos, no porque quiera sino porque llevo demasiadas historias juntas y me 'turno' para escribir un poco de cada una además de q últimamente tengo aun menos tiempo por mi familia. Mis hijos, mi marido, a pesar de que amo escribir no puedo hacerlo todo el día pero bueno quizás (como ya les dije a otras) te convenga esperar y leer en cuanto se junten unos caps o cuando termine ^^ Sé que la espera es horrenda pero en verdad no me da para más. Espero entiendas =) Por cierto, me alegro que te guste y gracias por leer... G*

PATY:: A ti por leer!!! Y sí, cada cabeza es un mundo nunca mejor dicho ;)
MIRANDA: Digamos que es como autoflagelarse pero sí, ya veremos ;)
ILUVLIL_LION: En la desesperación no se piensa racionalmente ;)
NIDIA: Mil gracias nena ;) Ya estoy mejor... 

MARCE: Llorar por emociones fuertes es bueno ;) No puedo decir nada porque cuando algo me llega lloro igual jajaj 
CINDYLISS: Muchas gracias y sí es depre pero confieso que este es solo el inicio del drama ;) así q a prepararse ;)
ADRIANA: Jjajaj... Te hice caso!!! Aquí está un cap más por haberlas dejado esperando la semana pasada ;) Ahora a esperar jajaja
MARGA: Has dado en el clavo nena!! A pesar de sus poderosos sentimientos aún AMBOS deben madurar ;)
SANDRA: ;) No te hagas drama ^^ Gracias a ti por leer!!

YESSICA: Muchas gracias!! Me alegro que te gusten y nos leemos ;)
NOS LEEMOS PRONTO, YA SABEN, POR LO GENERAL ACTUALIZO LOS LUNES EN EL BLOG OK??

BESOS Y CUÍDENSE ♥
*GUADA*

¿¿¿COMENTARIOS???

14 comentarios:

  1. ooooohhhhh dios adoro esta historia pero me pongo triste al saber como sufren y cada vez las cosas marchan peor,pero igual me encantaaaaaa....Besos y abrazos cariño,cuidate ....

    ResponderEliminar
  2. encerrar el dolor es bueno pero estallara y bella como se sentira en el momento, estoy segura que cambiara su existencia sera triste sin tener a edward cerca pobresito y el que mal es dejar al amor

    ResponderEliminar
  3. ains noooooooooose iraaaaaaaaaa :'( por que?????????? waaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa

    ResponderEliminar
  4. Hola omg esto me tiene mal solo espero que de verdad sea para bien yo lo dudo no creo que con huir se pueda sentir alivio pero bueno el tiempo lo dira espero que no se metan en mas problemas ya con los que tiene es mas que suficiente
    saludos y abrazos desde México

    ResponderEliminar
  5. Lo haces a proposito?? En serio, esto ha sido demasiado para mi, muero porque estén juntos aunque sea en pensamiento, por Dios esto es una tortura!! Hazles saber que se aman aunuqe no sea sano, ponlos a lcuhar contra lo que sienten pero sabiendo que tanto uno como otro sienten algo!! No seas malita!!

    Ahh y avisame por FB cuando actualizas la historia aqui en el blog por favor!!

    ResponderEliminar
  6. Lo inevitable y no deseado ha llegado. Edward tiene que partir, ahora es cuando comenzará el dolor de verdad ¿ME QUIVOCO?

    Aunque en algún momento tendrán que afrontar la realidad, deberían enfrentar sus miedos y sólo con una comunicación fluida entre ellos podría darse esa situación.

    Ahora comienza una vida distinta para ellos, ya no están juntos, ya no se sostienen uno al otro ¿qué pasará? se que me repito, pero creo que el dolor aumentará, ¿para bien o para mal? ahí sólo tú sabes la respuesta.

    Deberán aprender a olvidar el tiempo perdido...

    Te está quedando genial, es una historia, bajo mi punto de vista, muy profunda, se te clavan palabra a palabra lentamente en las entrañas toda esa revolución de sentimientos que ellos tienen...

    Dura pero hermosa,
    Triste pero esperanzadora,
    Dolorosa pero..., real.

    Un beso preciosa

    ResponderEliminar
  7. Cada capitulo es desgarrador, no se ,creo que el estar separados va ha ser bueno es triste pero adoro esta historia

    ResponderEliminar
  8. pues rogando que esta nueva distancia auto-impuesta por el le sirva para sanar aunque sea un "tantico" su pobre corazon... y como han dicho, son jovenes y sufren pero al final siguen siendo jovenes y deben madurar tanto fisica como mentalmente...

    ResponderEliminar
  9. Debe ser fuerte ser Edward, si yo fuera él, ya me hubiera rendido a mis pasiones... así que como que lo admiro, debe ser tan raro desear a tu hermano. Y pensar que estaba en el grupo de la historia y no la había leído!! pero son tan cortos los capítulos que ya terminé. Simplemente la amé.

    ResponderEliminar
  10. cuando Bella despierte del letargo en el que se ha sumido ¿cómo reaccionará? ¿cambiará mucho, para bien o para mal?, pobres padres aún le falta lidiar con Bella y su dolor ¿pasará mucho tiempo antes de volver a verse?, carajo, tantas preguntas, estoy impaciente por leer más
    cariños. sandra

    ResponderEliminar
  11. IGH! voy a quedar sin uñas "/ ¿Como reaccionara Bella? && ¿Edward como le ira para lidiar el no estar cerca de su familia? dios ya quiero leer mas caps.
    Besos Marce

    ResponderEliminar
  12. Y se nos va ojala y si encuentre paz pobre Edward :(

    ResponderEliminar
  13. muy triste pero tiene que alejarse para aclarar sus pensamientos y sentimientos :/ ojala todo salga bien

    ATT: Rocío G.

    ResponderEliminar
  14. me encanto enserio pero me da penita :(

    ResponderEliminar

  • RSS
  • Facebook
  • Twitter
  • FanFiction
  • Amor Yaoi
  • Youtube